Actualidad

Frühbeck, presidenta de la EASO, con motivo del DÍA EUROPEO

“La obesidad se convertirá en la principal causa de mortalidad y enfermedad en el presente siglo”


Afecta al 24 por ciento de la población española de entre 20 y 60 años

Redacción. Madrid

JPEG - 42.7 KB
Gema Frühbeck.

Sólo hace medio siglo que la obesidad se introdujo como factor diagnóstico en la Clasificación Internacional de Enfermedades. Desde entonces su prevalencia ha aumentado de tal forma que “la obesidad se convertirá en la principal causa de mortalidad y de morbilidad del presente siglo y, como consecuencia, se van a ver amenazados muchos de los beneficios obtenidos en el ámbito de la salud en décadas pasadas”, pronostica Gema Frühbeck, presidenta electa de la Sociedad Europea para el Estudio de la Obesidad (EASO), especialista del Departamento de Endocrinología y Nutrición de la Clínica Universidad de Navarra.

La especialista ha comparecido en Estrasburgo ante la comisión parlamentaria europea de Salud Pública y Seguridad Alimentaria con el fin de explicar el impacto decisivo del diagnóstico, tratamiento y, especialmente, de la prevención de la obesidad en nuestra sociedad. La comparecencia ha coincidido con la celebración del Día Europeo de la Obesidad.

Durante su intervención, Frühbeck advertió de los peligros que representa el exceso de peso en el favorecimiento de un alto riesgo de padecer diversas enfermedades, entre las que destacan las patologías cardiacas, hipertensión, diabetes mellitus tipo 2, dislipemia, síndrome metabólico, accidentes cerebrovasculares, osteoartritis, apnea del sueño y algunos tipos de cáncer, además de alteraciones psicosociales y otras enfermedades severas asociadas “que inciden en la disminución de la esperanza de vida”.

Beneficios importantes con pérdidas del 5 al 10 por ciento del peso

Según Frühbeck, la obesidad es actualmente un problema de salud infradiagnosticado e infratratado. “Los principales organismos internacionales especializados en este ámbito recomiendan perder entre un 5 y un 10 por ciento de peso como principal estrategia para el tratamiento de la obesidad y de sus co-morbilidades”, subrayó.

En esta línea, la doctora destaca los numerosos beneficios para la salud que se derivan de la pérdida de peso intencionada y mantenida en el tiempo. Entre otros, cita, “un decrecimiento en la resistencia a la insulina, así como de los marcadores inflamatorios, de los marcadores protrombóticos, de los lípidos, del ácido úrico y de la presión arterial. Estas mejoras se observan, incluso, con pérdidas de peso moderadas”.

Obesidad Mórbida

La obesidad es ya en España un problema de salud de primera magnitud que afecta al 24 por ciento de la población de entre 20 y 60 años de edad, “es decir, una de cada cuatro personas adultas en nuestro país está obesa”, resalta Javier Foncillas, jefe de la Unidad de Cirugía Metabólica y de la Obesidad Mórbida del Hospital Universitari Sagrat Cor de Barcelona.

“Una de cada cuatro personas que ahora son obesas, acabará desarrollando obesidad mórbida, la fase más avanzada y grave de esta enfermedad, sobre todo teniendo en cuenta que se asocia con multitud de patologías y comorbilidades como diabetes, hipertensión arterial, trastornos metabólicos y de circulación y enfermedades respiratorias como la apnea del sueño o el asma” añade Foncillas.

Este especialista asegura que la combinación “de la obesidad y sus complicaciones puede llegar a acortar hasta en 12 años la expectativa de vida de los afectados, en comparación con las personas con peso normal”.