Enfermería cardiológica

Congreso nacional de enfermería en cardiología

El papel de la familia debe ser valorado por la enfermería en ECV


Expertos señalan que hacen falta estudios científicos para aportar pautas de actuación e intervención con los allegados

Félix Espoz. Madrid
Málaga acogió hace unos días la cita más importante de la enfermería en Cardiología del año, su reunión nacional, en la que la familia y cómo intervenir con ella en enfermos que han tenido un evento cardiovascular fue uno de los temas más destacados.

Lluisa García, presidenta del Comité Científico organizador del congreso destaca que lo más interesante de la reunión fueron las tres mesas redondas. En la primera se abordó la atención del paciente coronario, desde el código infarto, pasando por el manejo de este paciente en el ámbito hospitalario y luego la continuidad de los cuidados. “El futuro va a venir por aquí, el cuidado y atención del paciente crónico”, señala. La segunda mesa trató sobre el papel de la familia, como los cuidados familiares son una estrategia que se tiene que tener en cuenta para intervenciones familiares, “para que participe de los cuidados de la enfermería”. Y, la tercera mesa fue sobre las estrategias de intervención que se están llevado en España desde el punto de vista de la cirugía cardiaca, la implantación de DAI y la resincronización.

“La familia y los allegados deben ser considerados en atención de enfermería y debe incluirse la valoración integral de la familia en los cuidados de enfermería”, explica García sobre las ponencias. También, debe tenerse en cuenta las tres etapas por las que pasa la pareja después de la detección de una enfermedad cardiaca. “La primera es la ansiedad y la soledad. Muchas veces la pareja vive la sensación de la muerte próxima. En una fase posterior se da una sobre protección al volver a casa y en ocasiones entran en conflicto por la posible inadaptación que sufre. Y una vez que la enfermedad está estabilizada llega la etapa en la que se adaptan a la situación y muchas veces hay más unión en la pareja”, añade.

“Creemos que debemos hacer hincapié en las necesidades de la familia y sus allegados y buscar estudios científicos para darnos pautas de actuación e intervención en los cuidados de enfermería”, recalca.

Al congreso asistieron 550 enfermeras de toda España. “Fue todo un éxito; el congreso más multitudinario que hemos tenido tanto en participación como en presentación de resúmenes, fueron 182. Además, se contó con 61 comunicaciones orales, 19 casos clínicos, 10 poster fórum y 87 posters”, agrega García.

La primera mejor comunicación recayó sobre el trabajo titulado “Evaluación de la satisfacción con los cuidados de enfermería en el área de hospitalización de Cardiología ”, de Ibarrola Izura, Sagrario; Beortegui Urdánoz, Elena; Oroviogoicoechea Ortega, Cristina; Vázquez Calatayud, Mónica, de la Clínica Universitaria de Pamplona.

“Complicaciones de los accesos venosos periféricos y la terapia intravenosa en pacientes de cardiología” fue reconocida como la segunda mejor comunicación. Los autores, del Complejo Hospitalario Universitario de Albacete son: Alcahud Cortés, Cristina; Lázaro Castañar, Concha; Marcos Soriano, María; Fernádez Pérez, Rosa Emérita; Blázquez Navarro, Rosa; Flores Morote, Fernando; Mellinas Atienzar, Antonia; Córdoba Moya, Victoria; González Alcañiz, Cleoté; Martínez Puerta, Dolores; Muñoz Martínez, Josefa; García Navarro, Isabel; Lorente Baeza, Rosario; Hernández Arenas, Victoria; Toboso Hernández, Carmen; Quintana Tébar, Terencia.

La tercera mejor comunicación fue para “Sedación consciente en pacientes sometidos a intervencionismo cardiaco”, de Sánchez Santiago, David; Garcimartín Cerezo Paloma; Bartolomé Fernández, Yolanda; Simó Vilaplana, Marc; Creus Villalta, Fina; Encinas Jiménez, Salvador; González Muñoz, Pilar; Vaquerizo Montilla, Beatriz; Escolano Villen, Fernando, del Hospital del Mar de Barcelona.