Cardiología autonómica

LA PRESIDENTA REGIONAL, ESPERANZA AGUIRRE, VISITA LA NUEVA SALA

Hemodinámica de La Paz aumenta un 30% los cateterismos infantiles


Dispone de visualización tridimensional y también funciona como quirófano

Marta Rodríguez de S. Sáez / Imagen: Daniel Gómez. Madrid

El Hospital Universitario La Paz cuenta con una nueva sala de Hemodinámica pionera en Europa, que permitirá aumentar un 30 por ciento el número de cateterismos infantiles que se llevan a cabo anualmente en el Servicio de Cardiología Pediátrica del centro hospitalario. Este incremento supondrá la atención de 100 niños más al año, respecto a los 350 que se vienen tratando hasta ahora.

La presidenta regional, Esperanza Aguirre, acompañada del consejero de Sanidad madrileño, Javier Fernández-Lasquetty, ha visitado esta sala y ha afirmado que se trata de una instalación “pionera en el tratamiento de niños con cardiopatías congénitas”. “Para el Gobierno de la Comunidad de Madrid es una noticia excelente inaugurar esta nueva sala porque aporta a la Sanidad madrileña las tecnologías más avanzadas, más seguras y menos invasivas para las intervenciones cardiológicas”, subrayó Aguirre.

La nueva instalación, que ha costado dos millones de euros, cuenta con un dispositivo de visualización tridimensional que proporciona al cardiólogo imágenes muy reales de las lesiones a tratar, además de ofrecer “información de los órganos adyacentes al corazón, como el esófago, los pulmones o la tráquea, con un nivel de precisión muy superior al que se consigue con otras tecnologías”, destacó la presidenta. Asimismo, Aguirre también subrayó que los nuevos equipos reducen “muy significativamente” las radiaciones emitidas, comparados con los que había antes, “algo muy importante tanto para la salud de los niños que tiene que ser intervenidos, como para los profesionales que trabajan a diario en la nueva sala”.

Más seguridad y abordaje de intervenciones quirúrgicas

La nueva sala de Hemodinámica está dotada de una tecnología que le permite funcionar también como quirófano de cirugía cardiaca, por lo que se puede intervenir de corazón a los pacientes que lo precisen, sin necesidad de trasladarlos y aprovechando la misma anestesia. Además permitirá realizar con mayor seguridad y en menor tiempo estudios a pacientes adolescentes, cuyo número, debido a la mejoría de la supervivencia, superará a los de los pequeños.

Las pruebas del área de Hemodinámica son generalmente intervenciones complejas como dilatación de válvulas, cierre de defectos en el interior del corazón o colocación de prótesis endovasculares en lesiones congénitas.

La tecnología de la nueva instalación permite trabajar en dos planos simultáneamente y esto aumenta también la seguridad de los pacientes, al tiempo que reduce la necesidad de contraste y el tiempo que el niño debe permanecer en ella.

En este sentido, Federico Gutiérrez-Larraya, jefe del servicio de Cardiología Infantil de La Paz, señaló que la nueva sala permite tratar y diagnosticar a los pacientes “de forma mucho más segura, ágil y completa”. “Es una sala que no existe en otros centros y que funciona con tecnología tridimensional. Además, permite abordar tratamientos quirúrgicos en niños a los que simultáneamente se les hace un cateterismo”, indicó. Asimismo, la tecnología de la sala permite que puedan incorporarse y sincronizarse al estudio que se hace al paciente otras pruebas que se hayan realizado anteriormente, incluso en otros hospitales.

Por otra parte, Aguirre señaló que el emplazamiento de la sala “también ha sido cuidadosamente elegido”, puesto que está “a muy pocos metros de la planta de Cardiología Infantil, con las Unidad de Reanimación y los quirófanos muy cerca” de tal forma que se reducen los tiempos de desplazamiento y se gana en seguridad.