Política de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para recopilar información que ayuda a optimizar su visita. Las cookies no se utilizan para recoger información de carácter personal. Usted puede permitir su uso o rechazarlo, también puede cambiar su configuración siempre que lo desee. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.

Jueves, 09 de junio de 2011   |  Número 34
Acceda a nuestra hemeroteca


en primera persona
DARIO ECHEVERRI, PRESIDENTE DE LA SOCIEDAD LATINOAMERICANA DE CARDIOLOGÍA INTERVENCIONISTA, EN EL PCR
“Queremos institucionalizar la relación con España a través de convenios y programas académicos”
Brasil, Argentina, México y Colombia, a la cabeza en la especialidad

Marta Gómez. Imagen: Miguel Ángel Escobar. París
Estrechar las relaciones de cooperación con la Sociedad Española de Cardiología es uno de los objetivos de la Sociedad Latinoamericana de Cardiología Intervencionista (Solaci), según ha explicado a Publicación Médica de Cardiología su presidente, Dario Echeverri, durante el Euro-PCR, celebrado recientemente en París. Este especialista destaca el gran potencial de desarrollo de la especialidad en Latinoamérica.

Darío Echeverri.

¿Cómo está constituida Solaci?

Solaci es relativamente joven, lleva en funcionamiento 16 años. En la actualidad, incluye 22 países y se trata de una sociedad de miembros, no es una confederación. Por este motivo, no incluye todas las sociedades científicas, sino a cardiólogos intervencionistas de Centro América, área del Caribe y Latinoamérica. En total, somos más de 2.000 miembros.

Nuestro principal objetivo es difundir todas las prácticas del intervencionismo cardiovascular, fomentar la educación y la investigación, y registrar el intervencionismo cardiovascular.

¿En qué situación está en estos momentos la Cardiología Intervencionista en Latinoamérica?

La Cardiología Intervencionista es el reflejo de Latinoamérica. Hay diferentes países y unos están más desarrollados que otros; además, hay una gran heterogeneidad cultural, con diferentes idiomas, políticas y economías, lo que dificulta el manejo de la sociedad. Por ejemplo, hay países más desarrollados en Cardiología Intervencionista como Brasil, Argentina, México y Colombia. Les seguirían, con un nivel intermedio, Puerto Rico, Venezuela y Perú.

El hecho es que la penetración de los drug-eluting stents se ve reflejada en el panorama actual de la Cardiología Intervencionista en Latinoamérica. En países como Venezuela tienen una penetración del 90 por ciento y en otros como Brasil, del 18 por ciento. Esto depende de muchas influencias económicas y políticas, y de los estados de salud de cada país.

No obstante, hay que destacar que Latinoamérica se comporta como un área de potencial desarrollo. Contamos con una población de más de 500 millones de personas, hay más de 3.000 cardiólogos intervencionistas - pese a que todos no pertenezcan a Solaci- y centros de tecnología. Toda esta serie de factores provocan que el futuro del intervencionismo cardiovascular sea un área de gran desarrollo

¿Y hacia dónde quieren dirigirse?

Primero, fortalecer nuestra página web y crear un registro de profesionales. En este sentido, vamos a comenzar con una nueva plataforma informática. Además, queremos fomentar la relación con instituciones y sociedades como el TST y el PCR.
Asimismo, estamos teniendo reuniones con la Sociedad Española de Cardiología (SEC) y su área de Hemodinámica, y con la sociedad portuguesa.

¿Cuál es la relación de Solaci con España?

Tenemos una estrecha relación con importantes médicos de España que son cofundadores de Solaci, es el caso de Carlos Macaya y Eulogio García, entre otros. Han sido pilares en el desarrollo, crecimiento y estabilización de nuestra sociedad científica.
No obstante, ahora queremos ir hacia la institucionalización de la relación mediante programas académicos, administrativos y convenios cooperativos para así lograr un crecimiento conjunto.

En el Euro-PCR han participado varios miembros del Solaci en una de las sesiones, ¿qué opinión le merece este congreso?

El PCR se ha caracterizado por tener un punto de vista académico y científico, lo que le convierte en un visionario del intervencionismo cardiovascular. Así, podemos conocer los nuevos resultados de las endoprótesis en válvula aórtica, de los drug-eluting stents de segunda generación, de los resultados de terapias endovasculares a nivel de miembros inferiores y de las nuevas tecnologías como la terapia híbrida y la importancia de la interacción en un grupo del manejo interdisciplinario del paciente con enfermedades cardiovasculares complejas.

El desarrollo del congreso en poco tiempo ha sido muy grande. Hace unos años se hablaba de un solo dispositivo y ahora hemos avanzando tanto que nos dirigimos hacia la interacción y el desarrollo de nuevas técnicas y medicamentos. De hecho, en la actualidad ya abordamos las complicaciones.

La Cardiología Intervencionista es una especialidad que en corto tiempo ha evolucionado mucho, con un gran impacto en las diferentes especialidades.
| La información que figura en esta edición digital está dirigida exclusivamente al profesional destinado a prescribir o dispensar medicamentos por lo que se requiere una formación especializada para su correcta interpretación |

© 2004 - 2022 Sanitaria 2000, S.L. - Todos los derechos reservados.
agencia interactiva iberpixel.com