Política de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para recopilar información que ayuda a optimizar su visita. Las cookies no se utilizan para recoger información de carácter personal. Usted puede permitir su uso o rechazarlo, también puede cambiar su configuración siempre que lo desee. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.

Miércoles, 30 de octubre de 2013   |  Número 71
Acceda a nuestra hemeroteca


CARDIOLOGÍA AUTONÓMICA
SE PUSO EN MARCHA HACE CUATRO MESES
El Código Infarto ha permitido atender a 600 pacientes en Madrid
Los tiempos de atención al paciente hasta abrir la arteria coronaria obstruida se han reducido entre 60 y 80 minutos

Redacción. Madrid
“El Infarto Agudo de Miocardio (IAM) se produce habitualmente porque se obstruye una de las arterias que envía la sangre al corazón. Cuando ocurre, en el paciente aparece un intenso y opresivo dolor en el pecho, y sensación de falta de aire. El tratamiento más eficaz consiste en abrir la arteria obstruida durante un cateterismo cardiaco. El tiempo que transcurre entre el comienzo de dolor en el pecho y el tratamiento de abrir dicha arteria es fundamental para la supervivencia del paciente y su calidad de vida posterior”, explica Manuel Abeytua, presidente de la Sociedad Castellana de Cardiología, que intervino recientemente en la reunión ‘Código Infarto: Situación Actual y Áreas de Mejora’.

La reunión ‘Código Infarto: Situación Actual y Áreas de Mejora’ del pasado 7 de Octubre fue organizada por la Sociedad Castellana de Cardiología en el Hospital Gregorio Marañón. Moderada por su presidente, Manuel Abeytua, contó con la participación de Joaquín Alonso, coordinador del Código Infarto; la directora del Summa, Mª José Fernández; el subdirector del Samur, Ervigio Campos; Francisco Fernández-Avilés, jefe del Servicio de Cardiología del Hospital Gregorio Marañón; Alfonso Jurado, MIR del Hospital 12 de Octubre; y José Moreu, uno de promotores del Código Infarto en Castilla-La Mancha; además de cardiólogos de casi todos los hospitales de Madrid donde funciona el Código Infarto.

El Código Infarto se ha implantado en la Comunidad de Madrid en junio de 2013, tras el acuerdo de la Administración, los servicios de emergencia (Summa y Samur) y los cardiólogos de los hospitales que disponen de sala de cateterismo cardiaco 24 horas.

Cuando un paciente avisa al 112 y el servicio de emergencias considera que puede tratarse de un infarto agudo de miocardio, envía una ambulancia debidamente equipada. Tras realizar al paciente un electrocardiograma y comprobar que es un infarto, Summa o Samur avisan al hospital más cercano que está dentro del Código Infarto e inmediatamente el hospital lo hace a los cardiólogos que están de alerta para tratar un infarto, de tal manera que, a cualquier hora del día, al hospital llegan al mismo tiempo los profesionales que van a tratar el infarto y el paciente traído por el Summa o el Samur.

“En estos cuatro meses de funcionamiento, 600 pacientes con infarto agudo de miocardio han sido atendidos en el Código Infarto, y los tiempos de atención al paciente hasta abrir la arteria coronaria obstruida se han reducido entre 60 y 80 minutos, lo cual es vital para el paciente. Todos los médicos madrileños implicados estamos de acuerdo en que el nuevo protocolo supone un avance muy importante en el tratamiento de esta dolencia”, añade Manuel Abeytua.
 

 

 

| La información que figura en esta edición digital está dirigida exclusivamente al profesional destinado a prescribir o dispensar medicamentos por lo que se requiere una formación especializada para su correcta interpretación |

© 2004 - 2019 Sanitaria 2000, S.L. - Todos los derechos reservados.
agencia interactiva iberpixel.com