Política de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para recopilar información que ayuda a optimizar su visita. Las cookies no se utilizan para recoger información de carácter personal. Usted puede permitir su uso o rechazarlo, también puede cambiar su configuración siempre que lo desee. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.

Miércoles, 21 de diciembre de 2011   |  Número 44
Acceda a nuestra hemeroteca


ACTUALIDAD
REDUCE LOS ACCIDENTES CEREBROVASCULARES
El anticoagulante dabigatrán etexilato es “coste efectivo” para el Sistema Nacional de Salud
Su uso en pacientes con fibrilación auricular no valvular con uno o más factores de riesgo se ha demostrado como una estrategia eficiente, según un estudio económico

Redacción. Sant Cugat del Vallès (Barcelona)
Un nuevo estudio de evaluación económica, presentado por primera vez en el marco de la I Reunión Conjunta de la Sociedad Española de Medicina Familiar y Comunitaria y la Sociedad Española de Cardiología celebrada en Alicante, muestra los resultados del análisis de coste‐efectividad de dabigatrán etexilato de Boehringer Ingelheim. De los datos del estudio, la compañía farmacéutica ha resaltado que el anticoagulante oral dabigatrán etexilato "disminuyó el número de eventos sufridos por los pacientes y, por lo tanto, aportó beneficios en cuanto a supervivencia y calidad de vida de las personas que padecen fibrilación auricular". La reducción significativa de casos de ictus hemorrágico y de hemorragia intracraneal con desenlace fatal es el principal factor que contribuye a la ganancia en años de vida y reduce los casos de discapacidad, lo que se asocia a una disminución de los costes de tratamiento y de asistencia a largo plazo.

El uso de dabigatrán etexilato en los pacientes con fibrilación auricular no valvular con uno o más factores de riesgo se ha demostrado como una estrategia eficiente para el uso de los recursos sanitarios en España, según las conclusiones de los expertos reunidos en Alicante. La evaluación económica presentada se ha realizado mediante un modelo de coste efectividad, bajo la perspectiva del Sistema Nacional de Salud y evaluando toda la vida del paciente.

El modelo conceptual utilizado en España fue desarrollado previamente de acuerdo a los datos del estudio RE‐LY y utilizado en otras evaluaciones económicas de dabigatrán etexilato, ya analizadas por agencias de evaluación de tecnologías sanitarias de Inglaterra (NICE), Escocia (SMC), Australia (PBAC) y Canadá (CADTH). La adaptación del modelo al entorno español contó con la participación de un panel de expertos multidisciplinar de las Áreas de Atención Primaria, Cardiología, Hemostasia y Neurología en España, que validaron los datos de consumo de recursos y de práctica clínica habitual con el propósito de reflejar la realidad que se observa en el país.

Dicho análisis contempló dos escenarios, el primero de ellos comparó dabigatrán etexilato con warfarina, y el segundo comparó dabigatrán etexilato frente al patrón de prescripción de la práctica clínica habitual en España, donde los pacientes son tratados con acenocumarol, ácido acetilsalicílico o no reciben tratamiento. El estudio mostró que en ambos escenarios los pacientes con fibrilación auricular no valvular con uno o más factores de riesgo tratados con dabigatrán etexilato experimentaron menos ictus isquémicos y hemorrágicos, embolismos sistémicos, menos accidentes isquémicos transitorios y menos hemorragias intracraneales en comparación con warfarina o con la prescripción habitual. Además, se mostró una reducción de los eventos fatales.

Ahorro para el sistema sanitario

La disminución de eventos de dabigatrán etexilato frente a warfarina supone un ahorro para el sistema sanitario en los costes de dichos eventos de 532.000 euros por cada 10.000 pacientes tratados con dabigatrán etexilato y de 911.000 euros frente a la prescripción habitual en España. Los resultados principales del análisis muestran que la comparación de dabigatrán etexilato frente a warfarina supone un ratio coste efectividad de 17.581 euros por año de vida ganado ajustado por calidad (AVAC), y 14.118 euros por AVAC cuando se comparó con al patrón de prescripción habitual en España. Los factores clave que explicaron el resultado del análisis fueron la disminución de los eventos y de la discapacidad provocada por los mismos al tratar a los pacientes con dabigatrán etexilato frente a las otras alternativas.

Un tratamiento es coste efectivo cuando su coste se ve justificado por los beneficios que aporta, suponiendo un uso eficiente de los recursos sanitarios. En España, se considera que un tratamiento es eficiente cuando su ratio coste efectividad se encuentra por debajo del umbral de 30.000 euros por AVAC. En la evaluación económica presentada los resultados muestran un ratio coste efectividad por debajo del umbral de 30.000 euros por AVAC, tanto al comparar dabigatrán etexilato frente a warfarina como al compararlo frente al patrón de prescripción habitual. Es por ello que la utilización de dabigatrán etexilato en esta indicación “es una opción eficiente y supone un buen uso de los recursos sanitarios del sistema”, según ha informado la compañía. La fibrilación auricular es la principal causa de ictus, y se relaciona con una mayor mortalidad, discapacidad y con estancias en el hospital más costosas, en comparación con los ictus en pacientes sin FA.

| La información que figura en esta edición digital está dirigida exclusivamente al profesional destinado a prescribir o dispensar medicamentos por lo que se requiere una formación especializada para su correcta interpretación |

© 2004 - 2022 Sanitaria 2000, S.L. - Todos los derechos reservados.
agencia interactiva iberpixel.com